Google
 

miércoles, 2 de enero de 2008

Aceitunas caseras


Siempre que compro aceitunas en el mercado tengo que cerrar los ojos frente al tema de la higiene... están en un tambor al aire libre y cualquier cosa puede caer al agua. Como tenemos un par de árboles en casa, decidimos hacer algo con las olivas. Este es el resultado de varias temporadas de intentos fallidos, con recetas de diversos orígenes.

Ingredientes

5 kg de olivas verdes, comenzando a desarrollar tonos violeta
5 cucharadas de soda cáustica (hidróxido de sodio)
5 tazas de sal

Preparación

Disolver 1 cucharada de hidróxido de sodio en 5 litros de agua. Agregar las olivas lavadas. Durante esta etapa es crítico que las olivas no lleguen a la superficie, ya que las que queden en contacto con el aire quedarán negras. Para ello es necesario usar una tapa plástica de un diámetro menor que el recipiente, presionándola con una piedra. Cambiar el agua 4 veces, reponiendo el hidróxido de sodio, cada 2 días (10 días en total). El día 10 eliminar el agua con hidróxido de sodio, asegurándose que hubo un cambio de color en la pulpa, pasando de un color verde claro a verde oscuro hasta tocar la semilla. Si no hay cambio de color, seguir con hidróxido hasta lograr alcanzar la semilla. Remojar en agua por 7-10 días, cambiando diariamente el agua. Preparar una salmuera con 1 taza de sal y 5 litros de agua. Agregar las aceitunas y dejar tapado. Reponer el agua cada 2-3 días. Luego de unas dos semanas, probar las aceitunas para verificar que perdieron el sabor amargo. Conservar refrigeradas en una salmuera más diluída, con una cucharada sopera de sal por litro de agua.

1 comentario:

Diego Bustos dijo...

Profe, justo andaba buscando una receta de aceitunas, mi viejo se coniguió unas olivas y las quiere preparar, apenas las traiga a la casa voy a probar su receta.